Habrá segunda vuelta electoral en Ecuador

203
segunda vuelta comicial en abril

“La tendencia está marcada”, dijo Juan Pablo Pozo, remarcando que el 5% de actas que faltan, hasta el momento, “no variarán” el resultado.

El presidente del Consejo Nacional Electoral de Ecuador (CNE), Juan Pablo Pozo, anunció este martes que según la tendencia habrá segunda vuelta electoral en Ecuador entre los candidatos Lenin Moreno del oficialismo y Guillermo Lasso de la oposición.

“La tendencia está marcada”, dijo Pozo, remarcando que el 5% de actas escrutadas hasta el momento “no variarán” la tendencia, destacó DPA.

 Al mediodía de este martes el conteo oficial sobre el 94.4% de las actas daba el primer lugar a Lenin Moreno con 39.18% y al conservador Lasso el segundo puesto con 28.38%, dato que da paso a una segunda vuelta electoral.
En las elecciones del domingo, los ecuatorianos fueron convocados para designar al presidente y al vicepresidente de la República, a los 17 integrantes de la Asamblea Nacional, a cinco parlamentarios andinos y además respondieron una consulta popular sobre paraísos fiscales.

El lento conteo de votos en Ecuador atrasó la tarea de establecer si el candidato oficialista Moreno necesitaría una segunda ronda ante el opositor Lasso, mientras miles de ciudadanos protestaban frente al organismo electoral en demanda de resultados oficiales, señaló AP.

Se trata de una situación inédita en un país acostumbrado a anunciar al ganador de las elecciones presidenciales el mismo día de los comicios.

Moreno se encontraba a menos de un punto de obtener el triunfo en primera vuelta cuando aún faltaba computarse 6,17% del total de los votos. Lasso, en cambio, estaba convencido de que habría un balotaje.

Según el Consejo Electoral con 93,83% de los votos computados Moreno llevaba la delantera con 39,18% seguido del exbanquero Lasso con 28,38%. Para que un candidato gane en primera vuelta debe alcanzar más de 50% de los sufragios o al menos 40% y 10 puntos de ventaja sobre su más inmediato rival. En caso de no darse ese resultado habrá una segunda ronda el 2 de abril.

Pozo, presidente del organismo electoral, sostuvo que mas adelante habría datos consolidados y definitivos de las elecciones, pero el avance sigue siendo muy lento.

La analista y catedrática de la Universidad San Francisco Gabriela Falconí dijo que “no hay ninguna explicación para el retraso del Consejo Electoral… deja una sensación cada vez más pobre frente a la democracia, al Estado, al gobierno y los partidos políticos. Le quita legitimidad y esperanza al proceso electoral”.

En un comunicado las Fuerzas Armadas hicieron “un llamado a los organismos competentes del Estado a velar por el respeto estricto a la voluntad de nuestros mandantes expresada en las urnas”, dijeron que observarán “que la voluntad del pueblo se garantice al 100%” y exigieron “un ágil y transparente escrutinio electoral por el bien de la convivencia pacífica de la patria”.

La incertidumbre ha derivado en protestas de miles de personas frente al organismo electoral que exigen transparencia y eficiencia en el conteo de los votos al grito de “¡Fuera, Correa, fuera!”, en referencia al mandatario saliente Rafael Correa, “¡Resultados ya!” y “¡No al fraude!”. Aunque el ambiente es crispado no se han registrado hechos de violencia.

“Es gente que no necesariamente simpatiza con Lasso y que no se rasgaría las vestiduras por él, es gente que quiere defender su esperanza, su derecho a mostrar su inconformidad,  es un verdadero acto de fe y lo que más me extraña es que desde el domingo el señor Lasso no ha aparecido en las protestas, aunque sea para hacer acto de presencia”, aseveró Falconí.

Correa publicó en su cuenta de Twitter que “con el 10% de los votos todos sabíamos quiénes eran los ganadores de la primera vuelta, pero nadie sabía si el binomio ganador llegaba al 40%”.

Por su parte, el expresidente demócrata cristiano Gustavo Noboa (2000-2003) , en declaraciones a la red de televisión Ecuavisa, destacó que “60% del electorado ha dicho no al continuismo, eso es claro” y pidió que “no le tomen el pelo al Ecuador, que no se nos burlen… están amañando la voluntad popular”.